Testimonios
 

Desde cuando estaba en el Seminario Mayor formándome para ser Sacerdote, meditaba cómo convertirme en una persona plena y feliz como Jesús, fueron muchas las horas de búsqueda en aras de encontrar un camino comprensible y orientador que me llevara a esa meta, busque en muchos libros hasta que encontré un artículo de Juan Pablo II que decía que la atracción física no era garantía de perpetuidad de un noviazgo ni de una relación interpersonal y me convencí que solo la donación de los novios o de las personas en una la relación interpersonal hacia posible la felicidad humana. 

Quiero como todas las personas ser un hombre feliz y completo como Jesús, pero las relaciones interpersonales son exigentes y requieren de madurez para así no dañar mi felicidad ni la de los otros. En esta búsqueda después de haber terminado mi tesis doctoral en Roma al llegar a Miami me encontré con personas interesadas en explorar el tema de la madurez y junto con ellos seguimos reflexionando hasta tener el mapa guía de las 5 dimensiones fundamentales de la persona siguiendo el modelo de Jesús.

En la actualidad estamos convencidos que el ejercicio de la dimensión espiritual, emocional, intelectual, física y social hacen que nuestra vida humana sea como la de Jesús, esto es, una vida armoniosa, balanceada, madura, plena y feliz.
Esta visión integral humana se desprende del pensamiento integral de la persona de Juan Pablo II y es para nosotros garantía de camino de santidad siguiendo el modelo de Jesús, por eso que estoy convencido que con este proyecto integral de la cofradía todos podemos convertirnos en personas integrales como Jesús y Maria. Bendiciones”,

Rev. Alvaro Pinzon, JCD Director General de la cofradía.  

 



“Escogí nacer en Bogotá, Colombia en el seno de una familia pequeña y de tradición Católica. Quería que mis padres me formaran en el amor y respeto a Dios y a los otros. Todos mis estudios, desde pre-K hasta terminar High School, los hice en el mismo colegio (Católico) con monjas de la congregación de La Presentación. Siempre disfrute mis estudios, de mi formación Católica, de consagrarme a Dios al empezar el día, de tener la oportunidad de visitar huérfanos, ancianos enfermos y abandonados por sus familias, y de saber que con cosas simples siempre podemos ayudar a los demás, que con una sola sonrisa, un abrazo o un gesto cálido podemos dar amor a quienes lo necesitan y que de verdad están solos en la vida.

Por decisión propia, opte por venirme a vivir a los Estados Unidos, donde quería tener un poco de independencia, de conocer una nueva cultura y de poder descubrir mis capacidades de subsistencia por méritos y cuenta propia. Siempre, Gracias a Dios, viví en una familia donde nunca me falto nada materialmente y gracias a Dios viví llena de abundancia en todos los sentidos. Mis padres se divorciaron cuando yo era aún una niña, pero la fuerza con la que mi mami nos llevó adelante sola, fue el motor que me inspiro a querer descubrir mis capacidades propias; así que me fui para New York. Allí viví 4 años y Gracias a Dios siempre estuve protegida y llena de fortaleza divina en una ciudad de hierro que en parte me endureció el corazón. Conocí a mi esposo, quien vive en Miami, y decidí mudarme a este estado hace ya 4 años.

Aquí en Miami, me integre, junto con mi esposo, quien también es colombiano, católico y quien fue misionero en Colombia,  a la Parroquia de Santa Martha. Tuve una experiencia de vida muy dolorosa a principios del 2009 y esto me hizo abrir los ojos y ver que me estaba alejando de mi esencia y de quien de verdad es NAZLY. Después de esta experiencia busque a Dios de nuevo, y le pedí que no me suelte de su mano, que me lleve de nuevo a su camino y hasta ahora lo ha hecho y lo seguirá haciendo. Mi primer paso, fue buscar un retiro espiritual y a través de la Parroquia hice el Retiro de Emaus en el año 2009 y de esta maravillosa experiencia conocí a una colaboradora cercana del Padre Álvaro Pinzón, quien me invito a hacer parte de la Cofradía. Ella me hablo de los servicios sociales que ofrecía el padre los sábados, lo cual me sorprendió (en buena manera) y me alegro que alguien ofreciera esta clase de ayuda a los demás, porque en ninguna de las Parroquias que visite en New York y aquí en Miami, vi que tuvieran esta clase de ayuda. Siempre me parecieron muy “cerradas” las Iglesias Católicas aquí en Estados Unidos en cuanto a la ayuda que se le puede dar a la comunidad. El padre me invito a ayudarlo los sábados como voluntaria en los servicios sociales, y acepte encantada. Allí tuve muchas experiencias que me conmovieron, al punto de hacerme llorar, de ver como en este país existen TANTAS personas con tantas necesidades de ayuda y como les es tan difícil encontrar una mano amiga que les apoye y les de las mano o los oriente en esos momentos difíciles, pero Gracias a Dios está la Cofradía que ha ayudado a tantas personas y que deseo que esa fuerza de ayuda sea MAS grande cada día con el nuevo proyecto (que así será). Después me ofrecieron la oportunidad de dirigir el grupo de voluntarios de la Cofradía y de iniciar las actividades formales del grupo. Fue una etapa muy gratificante porque se formó un grupo muy bonito y más gratificante aun, fue el descubrir talentos y de descubrir las fortalezas de cada persona y sobre todo el saber que su líder actual es una persona con una fuerza increíble que tenía talentos sin descubrir, simplemente porque nadie te da la oportunidad de explorar esas capacidades maravillosas.

Actualmente, estoy comprometida en ayudar al Padre, como asistente personal. Estoy comprometida porque de verdad en la Cofradía, que ahora es pequeña, de verdad se le ayuda a las personas, de verdad encuentran consuelo, de verdad encuentran amigos, de verdad encuentran el amor de Dios. Quiero y le pido a Dios que este proyecto crezca y se haga realidad. Que toda la ayuda que el Padre y nosotros, sus colaboradores, queremos dar a la sociedad se materialice y que seamos un ejemplo para otras Parroquias, que todos nos unamos en ayuda, que podamos ayudar a personas de todas las Parroquias de Miami, sin discriminación y que la Arquidiócesis de Miami, con este proyecto, lleve a la vanguardia a la Iglesia Católica, que seamos modelo para este país y para el mundo entero. Me encanta esta idea porque sé que muchos jóvenes se van a integrar a nosotros, que podemos descubrir muchos talentos y que por fin vamos a construir las bases de la sociedad nueva que anhelo. Que vivamos en la armonía  y amor para la que fuimos creados. ESTA ES MI MISION DE VIDA, CONSTRUIR LAS BASES DE UNA NUEVA SOCIEDAD DE ARMONIA, AMOR Y PAZ PARA MIS HIJOS Y PARA LAS NUEVAS GENERACIONES. SE QUE ESTE PROYECTO SE HARA REALIDAD Y POR ESO ESTOY AQUI.  Amén!

Nazly Echeverri, Asistente del Director

 


 

Desde que era adolescente me llamo la atención como una persona se desarrolla como un adulto en alguna o algunas áreas, sin embargo en otras se queda como un niño.

Por esto una de mis inquietudes personales ha sido la madurez espiritual, emocional, psicológica, etc, (todo lo que encierra el ser humano) y me preguntaba si esto sería posible, pues sin haber identificado antes las dimensiones de la persona que necesita ser atendida adecuadamente, la respuesta me la ha dado la cofradía, participando en ella me siento plenamente identificada con lo que había buscado por medio del servicio a los necesitados, a mi parroquia, participando de retiros y cursos, pero no encontraba así una respuesta completa, todo ha sido dirigido a la dimensión espiritual y lo demás? solo me conformaba con lo que había. Ahora encontrando este espacio me siento feliz y mi motivación es que algún día no muy lejano encontrar ese lugar real donde encuentro lo que necesito para ese crecimiento sería maravilloso.

También el hecho de aportar un granito de arena con mi servicio el cual hago con amor y devoción para que futuras generaciones encuentren donde desarrollar sus talentos a la vez que se encuentran consigo mismos, con Dios y con los hermanos en una comunidad, en torno a nuestra Madre Maria nuestra Reina y Patrona. En una sola definición como lo ofrece la cofradía CRECIMIENTO INTEGRAL SIGUIENDO EL MODELO DE JESUS, para mí la mejor definición para practicarla.”

Alba Marín. Sub Directora de Espiritualidad

 


 

“Hace aproximadamente 6 años se presentó el Rev. Álvaro Pinzón en mi oficina en America Travel, Inc. a pedirnos colaboración para uno de los primeros eventos organizados por la Cofradía Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá; venia de parte de una cliente nuestra que ayudaba al Padre en la organización del evento.

A partir de ahí mi fallecida esposa Lucy Edel y yo tratamos de apoyar y colaborar en la medida de nuestras posibilidades con el Reverendo Pinzón y la Cofradía pero sin llegar nunca a involucrarnos directamente.

Fuimos desarrollando con el tiempo una relación mucho más cercana con el Padre Álvaro llegando a organizar 2 peregrinaciones en el 2008 y 2009 y siempre tratando de estar presentes a nombre de America Travel, Inc. en cuanto evento se organizara o en lo que el Padre y la Cofradía necesitaran. Desde un principio me llamo muchísimo la atención la filosofía de las ideas que el Padre tenía acerca de la construcción de una parroquia para nuestra comunidad; la idea de congregar la comunidad en un marco católico me atrajo fuertemente.

Luego de la misa de conmemoración del primer año de la muerte de mi esposa en agosto del 2010 el Padre Álvaro nos reunió a algunos amigos míos y a mí para contarnos el estado del proyecto de la parroquia y en ese momento entendí la necesidad de un impulso grande al proyecto y decidí involucrarme de lleno y hacer lo que estuviera a mi alcance para colaborar con los sueños del Padre Álvaro.

Me parece increíble lo que se ha avanzado en estos últimos casi 9 meses y me siento honrado en haber podido poner mi granito de arena; quiero decir que el padre Álvaro y la Cofradía pueden contar conmigo incondicionalmente ya que creo firmemente que con mucha fe y las personas adecuadas lograremos lo que ahora puedo llamar también mi sueño.

Herbert Edel. Director Financiero

 



“Como persona formada por los religiosos de la Orden de Predicadores de Santo Domingo de Guzmán o Comunidad de los Padres Dominicos, custodios de la Basílica de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá, Patrona de Colombia, siempre he cultivado el afecto y devoción por la Virgen en esta advocación.

Tuve la oportunidad y la gracia de asistir a las primeras reuniones donde nació la idea, del Padre Álvaro Pinzón, de crear una organización que promoviera esta devoción y el conocimiento de la restauración de milagroso cuadro que representa la Virgen de Chiquinquirá, entre la comunidad hispana de Miami y especialmente entre los colombianos. Desde ese momento adquirí el compromiso personal de apoyar todo los que tuviera relación con esta organización.

Ahora que la idea y su objetivo ha ido profundizando en su propósito inicial, he reafirmado mi compromiso y más aún cuando se han adoptado el pensamiento de Beato Juan Pablo II al Proyecto y las conclusiones de Aparecida, complementando así su  objetivo primordial, como será llenar muchos vacíos que tiene la actual relación de la iglesia con sus fieles,  por falta de espacios apropiados para un desarrollo integral del católico como tal, en sus diferentes dimensiones; espiritual, intelectual, física, emocional y social. 

Espero que Dios y con la intervención de la Santísima Virgen de Chiquinquirá, me den el tiempo de vida suficiente, para ver este Proyecto terminado y cumpliendo su objetivo, al  evitar que muchos de nuestros hermanos católicos, sean absorbidos por las nuevas iglesias  y logremos que esas ovejas engañadas,  regresen a su Fe y se puedan desarrollar como verdaderos cristianos hijos de Dios y de la Santísima  Virgen, madre de Nuestro Señor Jesucristo.”

Hernando Torres. Director de Eventos

 



“Mi compromiso con la Cofradía Virgen de Chiquinquirá, se establece al conocer su Misión, el Crecimiento Integral del Ser, me hubiera encantado haber crecido en un ambiente así, y no haberme estrellado tantas veces en la vida, tratando de llenar tantos vacíos o  sintiéndome culpable como madre de no dar mejor ejemplo o mayor visión que lograran mi objetivo de educar hombres excelentes para la sociedad  Este programa es una herramienta invaluable para los padres, es como nacer con la enciclopedia en la mano "Como ser mejor como padre".

Y ahora mi Misión se complementa: Ser Feliz divulgando la Misión de la Cofradía Virgen de Chiquinquirá y apoyar para que se creen todos los espacios necesarios para desarrollarlo a un nivel masivo” 

Clara de la Presilla. Secretaria Comité Directivo 

 


 

“A reason I am proud to be part of this dynamic coalition is that it will move the Church forward by offering families support and services that they need and have awaited for a long time. This service concept will give many people in the community a fresh new perspective of the Catholic Church. We will enhance our ability to attract people of all ethnic backgrounds and cultures to our Church. I feel privileged to be part of this exciting undertaking.”

Octavio López. Director of Fundraising

 



“Llego de Carolina del Norte, a la ciudad de Miami, y atravesando por un momento difícil en mi vida mi madre me aconseja que busque paz apoyándome en la Virgen ya que ella es fiel devota, siguiendo sus consejos llegue a la iglesia más cercana, Santa Martha, en donde iba todos los días a misa de 8AM a pedirle a la Virgen que me ayudara en esta etapa, pues bien, ella me oyó y me ayuda, soy un hombre renovado, en agradecimiento a la virgen quiero ayudar en los servicios voluntarios de la iglesia, es así como por medio del Párroco de Santa Marta, Federico, me presenta al padre Álvaro Pinzón; desde ese momento empieza la mejor de mis experiencias, en donde encontré una casa que me acogió, un amigo que me ayudo y una familia en la que comparto hasta el día de hoy.

Cuando el Padre Álvaro me cuenta su proyecto, inmediatamente me llama la atención, “es algo de lo que muchos necesitamos” le comente, y desde ese momento me di cuenta que como le prometí a la Virgen debía trabajar para que el Padre Álvaro impulsara el proyecto. Desde entonces mi vida ha sido dedicarle todo lo que se a esta gran obra encabezada por el Padre Álvaro y poco a poco se han unido personas con las cuales ya tenemos un sueño en común. La primera Parroquia en honor al Pensamiento del Beato Juan Pablo II”

Felipe Bahamon. Director Estratégico

 



“Desde aquella época en Colombia que fui estudiante en el Colegio de Franciscanos Virrey Solís y después al ingresar como cadete en las fuerzas militares pensé mucho en como poder mantener mis conocimientos religiosos, mi relación con Jesús y la iglesia católica después de dejar esas instituciones . Para mí fue y es muy importante como integrar aquellos valores aprendidos en el diario vivir  y como seguir creciendo en mi vida de fe en Jesús. En el transcurso de los años ya aquí en los Estados Unidos como estudiante internacional en Miami-Dade College y luego en Barry University pude participar en eventos religiosos más a fondo. Pero no fue hasta la venida del Santo Padre John Paul II en Septiembre 11, 1987 que se celebró una Misa al aire libre en FIU y su continuo llamado a los jóvenes del mundo a participar, orar e integrarse en la iglesia. Ese día me sentí realmente invitado a conocer más activamente a Jesús.

Como “buen cristiano” me tomo un tiempo decidir por primera vez ir a dos retiros: uno de pescadores de hombres en 1997 y luego Emmaus para hombres en el 2000. El resto ya es historias en el camino de servicio a hermanos en necesidad que quieren conocer  el amor que nos enseñó Jesús. Pero lo más curioso de todo esto es que en los 10 años en que no tuve muy activa parte en la iglesia siempre fui a mi Virgencita Maria para que intercediera Jesús y me ayudara en esos momentos tan difíciles.

Una vez fui a una capilla en Conyers, GA más de 800 millas al norte para orar directamente. Fui caminando  en dirección a la gran cruz en el sitio; ore en silencio y en lluvia a Jesús. Luego en la capilla le prometí ese día mi ayuda a mi Virgencita en la construcción de su iglesia para traer nuevos corazones a su hijo. Pasaron los años y un amigo (Hernando Torres) me invito a que viniera a conocer la Cofradía Virgen de Chiquinquirá en el 2010 (mi madre también me pidió). No pude venir sino a hasta este año 2011, y bueno aquí estoy! Mi compromiso con la Cofradía Virgen de Chiquinquirá, es de ayudar a difundir su Misión y Visión en el Crecimiento Integral en la fe y el amor a Jesús. Quiero apoyar en la creación de los espacios necesarios para difundir y desarrollar las cinco dimensiones integrales” 

Wilson Cristancho. Director del Comité Operativo

 



“La motivación para participar con la parte de Bookkeeper en la Cofradía ha sido poner un granito de arena a ese gran proyecto que han desarrollado los directores de este. Donde han estudiado detalladamente los principios de nuestra Iglesia proyectándola a un futuro y a las necesidades de cada uno de sus miembros de todas las edades y abriendo puertas para que aquellos que no conocen o se han desconectado de nuestra Iglesia participen y entren al camino que nos lleva a esa vida que tanto se necesita en este mundo desordenado y desesperado por conseguir este apoyo.”

Myriam Tobar Financial Assistant

Cofradía Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá
7525 NW 2nd Avenue Miami Fl, 33150 / Tel: (305) 759 4531 - Fax (305) 757 7456 / Email cofradia@virgendechiquinquira.org
© 2012 Cofradía Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá All Rights reserved .